Antonino Pirozzi: “Fallar en planificar es planificar para fallar”

Enero 10, 2019    0 comment


En palabras del Director Académico del Diplomado, Antonino Pirozzi, “Fallar en planificar es planificar para fallar”. Arquitecto de profesión y además, gestor cultural y productor con una larga trayectoria profesional y académica nos explica que “el problema general de la producción escénica en nuestro medio no es, como generalmente se cree, conseguir dinero para luego hacer las cosas de cualquier manera, sino hacer primero las cosas bien para luego conseguir los recursos necesarios. Concebir la producción escénica como un mero problema de conseguir dinero para financiar un montaje teatral es un error conceptual y estratégico que tiene, por lo general, serias consecuencias. También lo es asociar la función de la producción con promover o comercializar un espectáculo. La producción escénica, correctamente entendida, contempla estas actividades y muchas más, pero se sustenta en un trabajo mucho más amplio y desafiante que conlleva análisis, planificación y coordinación de todos los recursos comprometidos en un proyecto y no solamente el dinero.”

“En general las compañías, principalmente las más jóvenes, acometen sus iniciativas artísticas con más intuición que con preparación profesional especializada para la producción ejecutiva. Esto se debe, principalmente, a que las escuelas artísticas no contemplan, todavía hoy, con la necesaria importancia, la formación en aspectos relacionados con el adecuado diseño y puesta en práctica de los proyectos. Solo algunas escuelas han tomado conciencia de esta falencia y están haciendo esfuerzos por complementar e intensificar la formación en este campo. Hay que tener claro que organizar no es planificar, planificar no es programar, presupuestar no es calcular costos. Un productor escénico profesional es capaz de abordar la evaluación, el diseño y la formulación de un proyecto sin confusiones conceptuales y con el apoyo de herramientas modernas que simplifican la labor de planificación, programación, organización, presupuestación y comunicación con los públicos.”

“Gran parte del éxito de un proyecto escénico radica en la etapa de pre-producción. Pasar de la idea a la ejecución de acciones y tareas, como casi siempre se hace, sin mediar una etapa de evaluación, diseño y formulación adecuados supone afrontar la producción a ciegas, sin control, sin coordinación y, lo que es peor, sin dimensionar los riesgos y consecuencias de un trabajo desestructurado e improvisado. La pre-producción, realizada de acuerdo a un método que dominan los productores profesionales capacitados, asegura el control y la viabilidad del proyecto.”

“Las compañías pueden obtener de proyectos bien producidos rentabilidades más allá de la cantidad de asistentes o dinero recaudado, como aprendizaje, trayectoria, visibilidad, experiencia, experimentación, confianza, reconocimiento, integración, vinculaciones, y tantas otras que, con el paso el tiempo, pueden llegar a transformarse también en rentabilidad económica y que harán sustentable el proyecto artístico colectivo y convocarán a las audiencias, bastante escasas en estos tiempos.”

Leave a reply